[Real Madrid 88-93 CSKA Moscú] El campeón cae con honor

0
159

Previa

La Euroliga cierra el mes de noviembre con el mejor partido que se puede ver hoy en día en el baloncesto europeo, lo que se podría llamar una final anticipada, con permiso de Fenerbahçe. Real Madrid y CSKA de Moscú se dan cita en el Wizink Center con el liderato de la máxima competición continental en juego. Ambos conjuntos llegan tras su primera derrota europea, el Real Madrid ante Olympiacos y CSKA antes de Buducnost, únicos borrones en sus trayectorias, en las que contemplan 8 victorias. Además, los dos equipos tendrán bajas significativas, las de sus mejores jugadores, Sergio Llull para los blancos y Sergio Rodríguez para los rusos. El canario no podrá reencontrarse con su antigua afición. Sin embargo, otras grandes superestrellas como Anthony Randolph o Nando De Colo buscarán decantar la balanza para sus respectivos equipos y dar el mayor espectáculo posible en un Palacio de los Deportes que se prepara para un lleno absoluto.

Alineaciones

  • CSKA Moscú: De Colo (15), Hackett (5), Peters (11), Clyburn (18), Hunter (8) – quinteto inicial – Bolomby (0), Kurbanov (2), Antonov (0), Kulagin (5), Hines (5), Higgins (24), Lopatin (-)
  • Real Madrid: Campazzo (23), Causeur (0), Taylor (4), Randolph (7), Tavares (1) – quinteto inicial – Prepelic (0), Carroll (9), Rudy (18), Felipe Reyes (10), Deck (8), Ayón (8), Thompkins (0)

Partido

El Madrid se reengancha tras un pésimo inicio (20-24)

CSKA entró mejor al partido con un parcial de 0-5, además de provocar tres faltas del conjunto merengue. Laso tuvo un primer impulso de sacar a Ayón a pista cuando tan solo se llevaba un minuto y medio de juego. Sin embargo, quien finalmente salió fue Carroll, tras la segunda falta de Taylor. Y en la primera jugada en cancha, primera personal del ‘20’ blanco y dos puntos más en contra. Cuatro faltas y tres pérdidas en los primeros tres minutos de juego para el equipo de Laso, que salió demasiado nervioso. La defensa de CSKA estaba siendo muy agresiva y no tardó en igualar el número de faltas. Sin embargo, la ventaja seguía creciendo y el primer triple de Nando De Colo ponía el 1-10 a falta de 05:30.

Campazzo se desesperaba por la dureza en defensa de Hackett, que terminó yéndose al banco con dos faltas. El argentino consiguió la primera canasta en juego para los blancos, pero les costaba demasiado producir en ataque. Laso paraba el choque ante la nula defensa de su equipo con el 3-17 en el electrónico. Tras la ‘mini-charla’, Randolph respondía con un 2+1 y Campazzo rompía a Kulagin para seguir reduciendo la diferencia. El Madrid comenzaba a generar peligro en ataque y a anotar con más fluidez, aunque seguía claramente por debajo. Ayón y Rudy estaban también en pista. Parcial de 9-3 para los blancos e Itoudis paraba el choque, aun con 8 puntos de margen para su equipo. El Madrid había conseguido entrar en el partido a base de mucho esfuerzo y de subir su nivel defensivo, algo que empezaba a enganchar al público, que apretaba en cada acción del rival. Higgins dejaba una acción de muchísimo talento en la penúltima jugada, pero Campazzo respondía con un triple desde su propio campo al más puro estilo Sergio Llull. Al final del primer cuarto, Real Madrid 20-24 CSKA de Moscú.

Esta vez es CSKA quien sufre al inicio (21-14)

Tras demostrar que en Argentina también hay mandarinas, ‘El Facu’ comenzaba el segundo cuarto con otro canastón sobre la bocina en la primera posesión merengue para sumar su punto número 11. El Madrid había conseguido igualar también la lucha en el rebote, especialmente con la salida del ‘Titán’ Ayón. Los blancos sumaban un parcial de 10-0 de salida para ponerse por primera vez, por delante en el marcador. La clásica pareja interior de Laso, Ayón-Felipe, estaba descosiendo al gigante ruso. Cuatro puntos consecutivos del capitán ponían al Madrid seis puntos por delante. La bronca de Itoudis a sus jugadores en el posterior tiempo muerto no tuvo precio. La defensa merengue estaba siendo excelente, consiguiendo que CSKA estuviese más de 5 minutos sin anotar. Ayón anotaba en el 2+1 y ponía el 32-24 a falta de 04:48.

Tras 15 intensos minutos en cancha, Laso sentaba a Campazzo, principal artífice de la remontada. 6 minutos y 37 segundos fue exactamente lo que tardó en anotar su primera canasta CSKA en el segundo cuarto por mediación del exmadridista Otello Hunter. Prepelic, que había salido en sustitución de Campazzo, pagó su falta de confianza con cuatro malas acciones, tres faltas personales y una pérdida, volviendo al banquillo en beneficio del argentino. Esto provocó la recuperación del cuadro ruso con un parcial de 0-8 para empatar el choque. El desempate a 32 lo quiso romper Rudy con un gran triple, pero tuvo la rápida respuesta de Peters, autor de 9 tantos ya. Sin embargo, el máximo anotador seguía siendo Campazzo, muy fino en el tiro durante la primera mitad.

Al descanso, Real Madrid 41-38 CSKA de Moscú.

CSKA pesca en río revuelto (20-29)

Doble conexión argentina entre Campazzo y Deck para abrir el tercer cuarto. Dos situaciones estaban siendo claves en el Real Madrid. La excelente defensa de Taylor sobre De Colo, y la asfixiante marca de Campazzo sobre Hackett. Estos estaban siendo los pilares del crecimiento madridista. CSKA había comenzado el tercer parcial más acertado que el segundo, por lo que el partido estaba bastante parejo. Mucho protagonismo para Jeff tras la reanudación, tanto en ataque como en defensa, alternando buenas y malas acciones, como la antideportiva sobre De Colo tras encadenar dos acciones en las que fue él el damnificado con faltas no señaladas sus marcadores. Mucha intensidad y muchos roces entre todos los jugadores, que habían dejado el talento para más tarde para entrar en la fase de la lucha. Deck y Hackett también tenían sus más y sus menos. El argentino anotaba su tercera canasta del cuarto y ponía el 51-52 a falta de 05:03.

En un partido mucho más enredado, CSKA estaba consiguiendo salir victorioso de las diferentes escaramuzas para dominar en el marcador con un provisional 10-18 en el cuarto. Los blancos, fieles a su estilo, presentaban una anotación coral con la figura destacada de Campazzo, mientras que los rusos los basaban todo en el talento de sus estrellas De Colo, Clyburn y Peters.  Las decisiones arbitrales en el tercer cuarto, justo cuando se acercaban los momentos decisivos del partido, comenzaban a ser preocupantes. La desesperación de Laso era total con la diferencia de criterios en ambas zonas. El técnico vitoriano pedía a sus jugadores que no entraran en el juego que estaba marcando el trío arbitral, con Campazzo y Randolph como principales perjudicados. Tras la enésima petición, los colegiados accedieron a igualar el saldo pitando una antideportiva sobre Rudy. Sin hacer mucho ruido, el conjunto ruso había conseguido despegarse en el marcador abriendo una renta de 10 puntos, obligando al Madrid a actuar con rapidez. Al final del tercer cuarto, Real Madrid 61-67 CSKA de Moscú.

El CSKA asalta el Palacio (27-26)

Carroll reducía diferencias desde el triple al inicio del último cuarto, pero Kulagin respondía con la misma medicina. Volvía a levantarse y anotaba el ‘20’ madridista, en clara actitud de echarse el equipo a la espalda en ausencia de Campazzo. Si la diferencia de criterios en el tercer cuarto había rozado el escándalo, en los dos primeros minutos del último cuarto ya lo había superado. Para colmo, CSKA se ponía +11 tras un triple de Higgins. Rudy había tomado también el relevo en la anotación y se ponía con 15 puntos tras anotar un triple colosal desde la esquina. Ciertamente, los colegiados no estaban dejando contentos a nadie, demostrándose claramente superados por el partido. Con 8 puntos abajo, el Madrid aceleraba su defensa y ponía presión a toda la pista. La pésima actuación del trío arbitral tuvo su mejor función cuando, tras señalar una falta a favor del Madrid, no se atrevieron a pitar técnica al banquillo ruso que les aplaudía irónicamente en su cara. Reyes anotaba dos más desde la personal y ponía el 71-79 a falta de 05:50.

11 puntos arriba con 5 minutos por jugarse, el Madrid desquiciado por la actuación arbitral y con muchas dificultades para anotar, así se presentaba el final del choque. Además, la exhibición de Higgins con 21 puntos ponía las cosas más complicadas. Reyes y Carroll dejaban su lugar a Taylor y Thompkins. Ambos equipos se encontraban ya en bonus con 4 minutos por disputarse. Rudy anotaba un triple agónico mientras se recorría la pista protestando, y Pablo Laso detrás de él para evitar males mayores. La diferencia seguía siendo de ocho puntos, pero cada vez menos tiempo en el reloj. El Real Madrid estaba pecando en el final del partido de intentar remontar tirando de talento y no apoyándose en lo colectivo. Aunque se esperaba un último intento, que llegó a cuenta de Campazzo, la victoria era ya casi imposible.

Al final del partido, Real Madrid 88-93 CSKA de Moscú.

Dura derrota del Real Madrid ante el CSKA, que se apoyó en el talento individual de su gran plantilla para sacar la primera derrota del campeón en casa. Racha difícil para los blancos tras las derrotas ante Olympiacos y Barcelona. Los mejores del cuadro merengue fueron Campazzo con 23 puntos y Rudy con 18, que no pudieron doblegar a Higgins, 24, y Clyburn, 18.

euroleague.net

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here