[Real Madrid 91-79 Maccabi] Ayón y Rudy traen la primera victoria del año

0
162

Previa

Primer partido del año para el Real Madrid que se medirá en la jornada 14 de la Euroliga a Maccabi Fox Tel Aviv. Duelo entre dos clásicos del viejo continente para empezar el 2019 con una victoria que mantenga a los blancos en la parte de alta de clasificación. El campeón llega tras despedir el año con una exhibición en el Buesa Arena ante Kirolbet Baskonia. Además, Pablo Laso tendrá a su disposición a toda la plantilla ya que no cuenta con bajas y todos sus jugadores han completado los últimos entrenamientos. El equipo blanco sigue segundo en la clasificación tras la estela del ‘todopoderoso’ Fenerbahçe y con la esperanza de seguir distanciando al otro gigante de la competición, el CSKA. Por su parte, Maccabi se encuentra en la parte baja, aunque espera llegar a la zona que le permita luchar por un puesto en los playoffs.

Alineaciones

  • Real Madrid: Llull (11), Causeur (0), Taylor (3), Randolph (11), Tavares (4) – quinteto inicial – Campazzo (11), Rudy (13), Deck (4), Ayón (18), Thompkins (12), Prepelic (2), Reyes (2)
  • Maccabi Fox Tel Aviv: Wilbekin (2), Kane (3), Caloiaro (11), O’Bryant (13), Tyus (17) – quintento inicial – Ray (4), Roll (23), Avdija (0), Dibartolomeo (3), Zoosman (1), Levi (3), Cohen (4)

Partido

El Madrid supera un mal inicio (21-19)

Laso volvió tras muchos encuentros a su quinteto de confianza con la pareja interior formada por Randolph y Tavares. Además, Llull recuperaba el puesto de base en detrimento de Campazzo a pesar de las dudas generadas en los últimos partidos. Taylor comenzó golpeando primero desde el triple, pero Maccabi fue capaz de dar la vuelta al marcador con dos buenas acciones de Caloiaro, superior en su emparejamiento con Causeur. Los primeros problemas para el técnico vitoriano llegaron tras las dos primeras faltas de Tavares, que llevaron al gigante merengue al banquillo, saliendo en su lugar Ayón. Interesante emparejamiento el que tenía por delante el mexicano con un hombre tan físico como Tyus. Precisamente fue el ‘Titán’ el encargado de cortar un parcial de 0-9 para los israelíes. No estaba funcionando la defensa del equipo merengue, permitiendo a su rival anotar con mucha facilidad, especialmente en la zona. Caloiaro anotaba desde la línea de personal y ponía el 7-12 a falta de 05:32.

La intensa defensa de Maccabi se estaba sobreponiendo al ataque del campeón, superado por el ritmo físico que habían impuesto los de Sfairopoulos con hombres fuertes como Kane, O’Bryant y Alex Tyus. Laso quiso buscar nuevas variantes ofensivas y sacó a pista a Rudy Fernández, la mayor amenaza desde el triple de toda la Euroliga. Además, el técnico vitoriano prefirió emparejar al mallorquín con Caloiaro, que había superado en la marca a Causeur y Taylor. Y la primera que tuvo fue para dentro, poniendo de nuevo a los blancos por delante en el marcador. Saltó también a pista Gabriel Deck y la defensa merengue ganó nivel y fuerza. Poco a poco, el número de faltas se igualó y el conjunto merengue se consolidaba por delante en el marcador. Tras los buenos minutos de Ayón llegó el turno para Randolph, que basó su aportación ofensiva en la efectividad desde la línea de tiros libres. Ya en la recta final del primer parcial llegó el descanso para Llull dejando su lugar a Facundo Campazzo. Al final del primer cuarto, Real Madrid 21-19 Maccabi Fox Tel Aviv.

Maccabi aguanta los mejores minutos del Madrid (23-25)

La pareja interior del Real Madrid marcó un buen inicio de segundo cuarto, con mucho acierto por parte de Ayón y Thompkins. Sin embargo, Maccabi no quiso perderle la cara al choque y tiró de talento para igualar el marcador. El jugador mexicano estaba siendo el mejor del partido con 10 puntos, 6 rebotes y 2 asistencias. Su compañero de zona comenzó también muy inspirado con dos triples consecutivos. Sin embargo, el acierto no era suficiente para romper el choque debido a la buena movilidad ofensiva del cuadro israelí. Thompkins volvió a sacar el fusil y anotó su tercer lanzamiento sin fallo, poniendo el 34-31 a falta de 05:24.

Los dos equipos estaban practicando un gran baloncesto ofensivo, encontrando situaciones cómodas de tiro y moviendo el esférico con mucha velocidad. Además, los blancos habían conseguido cerrar la brecha en el rebote, aunque seguían perdiendo este apartado por 13-16. Michael Roll anotaba de tres tras pasar de forma excelente los bloqueos y terminaba con la buena racha merengue. Pablo Laso dio con la tecla con Campazzo al mando, Rudy y Deck en los exteriores y la pareja formada por Thompkins y Ayón. Sin embargo, al equipo le seguía faltando algo de chispa en defensa, donde jugadores como Tyus seguían sumando con demasiada facilidad. El Real Madrid estaba optando por un juego más, mientras que Maccabi estaba realizando una mejor gestión de los espacios que le permitía sumar puntos con comodidad debajo del aro. En un tiempo muerto, Laso pidió a sus hombres meter más balones dentro para generar desequilibrio, ya que estaban realizando ataques demasiado cortos. Saltaron a pista Felipe Reyes y Prepelic en la recta final de la primera mitad.

Al descanso, Real Madrid 44-44 Maccabi Fox Tel Aviv.

Maccabi salva el primer ‘match ball’ (25-18)

Cambios de Pablo Laso para comenzar el tercer cuarto. El técnico madridista optó por la rotación de dos bases, dando el protagonismo ofensivo a Campazzo y liberando a Llull, que enchufó la primera que tuvo. Dentro, descanso para hombres como Ayón y Thompkins y minutos para Tavares y Randolph. El partido estaba siendo difícil de interpretar en el puesto del ‘playmaker’, con marcajes muy individualizados entre Llull y Wilbekin para anularse el uno al otro. Cambio de cara de los blancos, que optaron por poner en práctica su mejor arma, el contrataque. Esto implicaba mayor fuerza en el rebote y en el robo para salir con vértigo en busca del aro rival. Parcial de 9-2 para los blancos con dos acciones mágicas de Llull, confirmando la gran lectura de partido de Pablo Laso. Por su parte, Sfairopoulos no lo veía claro en ataque y optó por volver a meter a pista a su hombre más acertado, Michael Roll, autor de 14 puntos y 4 triples en la primera mitad. Tavares anotó rompiendo el aro tras un gran pase de Campazzo y puso el 59-50 a falta de 05:20.

El Madrid comenzaba a apretar el acelerador al ritmo que estaban marcando Campazzo, autor de 10 puntos y 2 asistencias, y de Sergio Llull, con 5 puntos y 7 asistencias. Los blancos estaban repartiendo muy bien el balón entre todas sus piezas, y solo la fortaleza de Tyus al poste creaba problemas. El reparto de responsabilidades en ataque le había venido de cine a Llull que estaba desatado en ataque, comandando un duro parcial de 20-6. Sin embargo, cuando todo parecía ir bien y las diferencias superaban los 10 puntos, llegaron los primeros problemas para los blancos con una falta personal a Tavares y la posterior, y rigurosa, técnica por la mínima protesta. Las decisiones arbitrales provocaron un cierto descontrol en la pista, especialmente en el Real Madrid, que se tradujeron en algunos desajustes defensivos. El intercambio de canastas con el que Roll y Tyus sustentaban a su equipo reducía ventaja hasta los 8 puntos. El conjunto israelí incluso disfrutó de varios tiros liberados para meterse de lleno en el choque. Pablo Laso se vio obligado a parar el choque tras un parcial de 2-10 a favor del equipo israelí. Ayón fue el encargado de romper la mala racha de nuevo en su continuación con el duelo personal frente a Alex Tyus. Al final del tercer cuarto, Real Madrid 69-62 Maccabi Fox Tel Aviv.

Ayón y Rudy cierran la victoria (22-17)

El último cuarto comenzó con un gran triple de Kane que aprovechó del cambio de marca al quedarse con Thompkins, pero obtuvo la rápida respuesta de Llull con su tercera canasta de tres. A pesar del buen rendimiento del Madrid en el tercer cuarto, no habían conseguido romper el encuentro y prometía lucha hasta el final. Excelente acción de Rudy sacando el 2+1 a O’Bryant para volver a poner los 10 de diferencia. El mallorquín se estaba consagrando como una de las piezas claves del partido, en especial en su conexón con Gustavo Ayón. Los blancos estaban teniendo muchos mejores porcentajes de tiro de campo, lo que a la larga estaba permitiendo cimentar el triunfo. Deck anotaba dos canastas consecutivas y ponía el 82-67 a falta de 05:05.

Ray anotaba desde el triple, pero ahora sí el encuentro parecía estar decidido, y más con un nuevo triple de Rudy Fernández que provocaba la locura en la afición merengue. El peleón equipo macabeo arrojaba la toalla, sobre todo en ataque, entregándose al paso de los minutos y al buen hacer blanco. La pareja formada por Ayón y Rudy seguían gustándose y sumando números a su haber personal. Laso los sentaba juntos para que el Palacio reconociese el enorme partido de ambos, ya que habían liquidado a Maccabi ellos solos. En el lado israelí, Michael Roll seguían anotando de tres para maquillar el marcador sin encontrar el fallo. El conjunto de Sfairopoulos endosó un parcial de 8-0 al campeón para ponerse a diez cuando restaban dos minutos de choque, aunque solo sirvió para decorar el marcador.

Al final del partido, Real Madrid 91-79 Maccabi Fox Tel Aviv.

Destacados

El Madrid comienza el año con una nueva victoria europea ante un correoso Maccabi para seguir en la parte alta de la clasificación, siguiendo de cerca a Fenerbahçe. Los mejores del partido fueron Gustavo Ayón, autor de 18 puntos, 9 rebotes y 31 de valoración, y el siempre omnipresente Rudy Fernández con 13 puntos, 5 rebotes, 3 asistencias y 2 robos para 21 de valoración.

euroleague.net

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here