El Real Madrid remonta ante Baskonia y se lleva el Torneo San Mateo

0
168

El Real Madrid volvió a vencer en su último partido de pretemporada antes de afrontar el primer título de la temporada, la Supercopa Endesa. Los blancos se alzaron con el Trofeo San Mateo de la ciudad de Oviedo tras ganar en la final a un rival de la entidad de Kirolbet Baskonia por 72-66. Los de Laso tuvieron que remontar tras un pésimo inicio en el que llegaron a perder hasta por 17 puntos. Los mejores fueron, un día más, Jaycee Carroll y Jordan Mickey. Llegaron los primeros minutos de Fabien Causeur en la pretemporada, ya que hombres como Felipe Reyes y Tisma no se vistieron.

No empezó bien el Real Madrid en un primer cuarto desastroso, especialmente en ataque, donde Baskonia pasó por encima a los blancos. Erráticos en el tiro y desbordados en defensa, los de Laso comenzaron la final con un parcial de 0-10 que sentó las bases de cómo serían los primeros 10 minutos del choque. Ni siquiera la vuelta de Fabien Causeur pudo remediar un primer parcial para olvidar. Hombres como Randolph y Taylor sufrieron mucho de cara al aro. Por otro lado, en defensa las cosas tampoco funcionaban, ya que los jugadores baskonistas gozaron de demasiados tiros liberados, sobre todo hombres interiores como Shengelia. La gran actuación de Fall, el nuevo gigante de Kirolbet, pudo con Edy Tavares y lo mandó al banquillo con 2 faltas y varias acciones de mérito en ataque. A mediados del cuarto, el resultado era un sonrojante 2-14. Poco a poco, los blancos fueron superando la defensa alta de Baskonia para encontrar mejores situaciones de tiro, aunque el porcentaje de acierto seguía siendo nulo. Un parcial de 7-2, sustentado desde la línea de personal, maquilló en cierto modo el resultado hasta el 9-23 con el que finalizó el primer cuarto.

Sin embargo, la imagen de los blancos en el segundo fue totalmente distinta. Una defensa más agresiva, con continuas ayudas en la cabecera y concediendo menos tiros en el exterior provocó que Baskonia no jugase tan cómodo y que la diferencia se fuese reduciendo. En ataque, la conexión formada entre Núñez y Mickey provocó un parcial de 7-2 de salida que dio alas a los blancos. Este buen rendimiento, junto con el brillante estado de forma de Carroll, autor de tres triples, dejaron un panorama mucho más halagüeño. En la mitad del segundo cuarto, los blancos se habían acercado hasta el 22-28. Los de Laso habían planteado un cuarto de mayor pelea y nivel defensivo para cortar la buena racha de los de Perasovic. Además, la gente de banquillo dio continuidad a este buen nivel, especialmente el joven Duscak desde el puesto de base. Por otro lado, los hombres interiores del Real Madrid se replantearon su partido para intentar frenar a Fall. Por primera vez eran ellos quienes tenían un jugador de las características de Tavares al que impedir su producción ofensiva. Y entre Garuba y Mickey, y más tarde el caboverdiano, fueron capaces de hacerse de nuevo con el control de la zona. Carroll desde su casa y Duscak con una buena entrada a canasta pusieron la guinda a un gran parcial merengue, aprovechando también los fallos desde la línea de tiros libres los vitorianos.

Al descanso, Real Madrid 32-34 Kirolbet Baskonia. Los mejores fueron Carroll y Mickey en el Madrid, y Fall en el Baskonia.

Tras un buen segundo cuarto, los blancos pagaron el esfuerzo y bajaron su nivel en el tercer parcial, especialmente en defensa. Laso buscó nuevos ajustes con emparejamientos personalizados, como la marca de Causeur junto a Granger, pero Baskonia supo abrir nuevas vías en ataque para seguir sumando puntos, sobre todo abriendo la defensa merengue para dejar espacio a las penetraciones. Los de Perasovic consiguieron sumar así bastantes puntos fáciles. La primera mitad del cuarto fue algo más igualada, con mucha pelea y rentas no superiores a los 5 puntos para Kirolbet. Sin embargo, el 39-45 fue un resultado clave que marcó el inicio de los mejore minutos de Baskonia. En defensa, el cuadro vitoriano subió su nivel respecto al final de la primera mitad y el conjunto merengue solo sumaba desde la línea personal. Además, la aportación de Lautaro López y Miguel González estaba resultando clave de cara al aro. Al final del tercer cuarto, los blancos perdían por 46-55.

Siguiendo la tónica habitual del partido, los cuartos pares fueron para los blancos. Tras un tercer parcial donde Baskonia marcó el ritmo, el Real Madrid se volvió a meter de nuevo en la lucha por el partido gracias al enorme nivel ofensivo demostrado por Carroll y Mickey. El fichaje madridista demostró una vez más que su adaptación estaba siendo perfecta. Además, creó una gran sociedad con Juan Núñez, muy acertado desde el puesto de base a pesar de sus 15 años. La remontada merengue se consumó cuando el electrónico registró el 62-62 a falta de 03:38. Perasovic paró el encuentro, pero fue demasiado tarde, ya que los blancos consiguieron ponerse por delante y mandar en los minutos finales. El crecimiento de los de Laso fue enorme en el último cuarto, sobre todo cuando llegaron los mejores minutos de un hombre de la importancia de Anthony Randolph, clave en los dos aros, anotando puntos importantes y provocando la expulsión de Shengelia por faltas. Gracias a ello, los blancos entraron en el minuto final con ventaja, siendo Fabien Causeur quien tomó el relevo llevando al Real Madrid hasta la victoria y, por ende, hasta el título en este Torneo San Mateo de Oviedo. El resultado final fue de 72-66.

acb.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here