Llull desatasca al Madrid ante Iberostar y mantiene el pleno de victorias

0
276

El Real Madrid consiguió su tercera victoria en Liga Endesa tras tomar el Pabellón Insular Santiago Martín en un partido duro y trabajado donde los blancos no brillaron en exceso pero mostraron el oficio y sacrificio necesarios para llevarse el triunfo. Un excelente Llull, vital con 19 puntos en la pista donde hace 2 años se lesionaba gravemente en su rodilla, anotó dos triples finales que dejaron el resultado final en el 71-76 favorable al cuadro merengue.

Los de Pablo Laso comenzaron bien su partido en un gran primer cuarto que se llevaron por 11-18. Los blancos, que ayer lucían su segunda camiseta, mostraron un enorme nivel defensivo que maniató a los de Txus Vidorreta, especialmente en la zona, donde la pareja formada por Tavares y Garuba imponía su ley y subsanaba los apuros en el rebote sufridos en días anteriores. El caboverdiano terminó el choque con 10 capturas. Y en ataque, el equipo se movió al ritmo que marcaba Facundo Campazzo que terminó el primer parcial con 3 asistencias y una buena fluidez en el juego. Los puntos de Rudy Fernández y la gran intensidad mostrada por Gaby Deck marcaban la senda del triunfo.

Sin embargo, en el segundo cuarto, el conjunto canario dio un golpe en la mesa para intentar cambiar el rumbo del choque y aumentar sus opciones en el partido. Los canarios mejoraron notablemente su defensa y figuras como Atkins y, sobre todo, Shermadini, comenzaron a sumar puntos claves para ir dibujando poco a poco la remontada. Los canarios consiguieron llevarse el segundo parcial por 23-20 y el resultado se marchó algo más ajustado al descanso con el 34-38. Mención especial antes del paso por vestuarios para la presencia de hombres como Felipe Reyes y Causeur, que habían contado con poco protagonismo hasta ahora para Laso pero que sin duda serían piezas fundamentales de la rotación.

Tras la reanudación, Iberostar Tenerife mostró una imagen totalmente renovada, aunque más parecida a la del segundo cuarto. Los insulares fueron un equipo mucho más compacto en defensa y férreos en el lucha por el rebote, terminaron el choque con 40 capturas, para seguir limando diferencias hasta igualar por completo el marcador. En ataque, su nivel de acierto aumentó también considerablemente y las segundas oportunidades, cogieron 16 rebotes ofensivos, fueron una constante que los de Laso no podían detener. Los de Vidorreta se llevaron el tercer cuarto por 20-14 gracias al protagonismo de secundarios de lujo y ex-madridistas como Santi Yusta y Klye Singler, con 8 tantos cada uno para marcharse por delante en el marcador con el 54-52.

Sin embargo, lo que todo hacía indicar que sería una gran remontada del cuadro local, lo borró de un plumazo Sergio Llull, que terminó de cuajar un partido sensacional con 5 triples, dos de ellos en el último minuto, que sirvieron para condenar las aspiraciones de Iberostar. Buenos minutos finales también de Jordan Mickey que, tras sufrir en defensa contra Shermadini, pudo desquitarse con sus 11 puntos y 6 rebotes y un mate colosal volando desde la línea de tiros libres. El choque llegó muy igualado hasta el minuto final donde la buena defensa merengue y la chistera de Llull de la que brotaron dos mandarinas colosales pudieron certificar la tercera victoria en Liga de los blancos por 71-76.

ACB Photo / E.Cobos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here