[Real Madrid 70-69 Kirolbet Baskonia] Campazzo y Thompkins llegan a tiempo

0
300

Previa

El Real Madrid disputa una nueva jornada de Euroliga en uno de los peores momentos de la temporada, justo cuando la Copa del Rey ya aparecen en el horizonte, poniéndose en juego el primer gran título de la temporada. Los blancos reciben en casa a Kirolbet Baskonia en la jornada 23 de la máxima competición continental con la misión de encadenar su segunda victoria tras la lograda ante Maccabi e intentar salir así de una mala racha con 5 derrotas en los últimos 7 partidos entre Euroliga y Liga Endesa. Precisamente, el equipo de Ivanovic ha sido uno de rivales que ha vencido a los de Laso en esta dura travesía por la que deambula el conjunto merengue tras su paso por Moscú, donde se quedó la histórica racha de 13 triunfos en Euroliga y tras la que se perdería también el liderato en Liga. El técnico vitoriano recupera para este choque a hombres como Campazzo, Taylor o Randolph, que no estuvieron en la derrota ante Joventut.

Alineaciones

  • Real Madrid: Campazzo (10), Causeur (5), Taylor (7), Randolph (6), Tavares (8) – quinteto inicial – Llull (0), Carroll (-), Rudy (0), Deck (10), Mickey (4), Felipe Reyes (-), Thompkins (20)
  • Kirolbet Baskonia: Christon (6), Janning (11), Shields (14), Shengelia (12), Eric (8) – quinteto inicial – González (-), Stauskas (0), García (5), Diop (0), Dragic (9), Fall (2), Polonara (2)

Partido

El Madrid se desinfla a mitad de cuarto (14-19)

Por primera vez en muchos partidos, Pablo Laso disponía de toda su plantilla, con todos sus hombres importantes con posibilidad de jugar. Por ello, el técnico vitoriano alineó el que bien podía ser uno de sus quintetos de confianza con Campazzo, Causeur, Taylor, Randolph y Tavares. Solo el movimiento de Fabien por Gaby Deck o Rudy podrían ser las únicas variaciones. El choque comenzó con mucho ritmo, especialmente en ataque. Los dos. Equipos estaban eléctricos, con un juego muy vivos y viendo aro con cierta facilidad debido a las débiles defensas, más allá de acciones aisladas. En los blancos, un inspirado Taylor tomó responsabilidades junto a los habituales “abrelatas”, Causeur y Randolph. Sin embargo, los baskonistas mantenían el tipo con un gran Matt Janning. A falta de 04:30, el Real Madrid vencía por 14-10.

Sin embargo, el buen inicio de los blancos se vio empañado por la subida del nivel defensivo de Baskonia. El conjunto vitoriano estaba leyendo todas y cada una de las ideas de Campazzo que tras perder dos balones consecutivos y cometer una falta, se sentía descolocado en el choque. Igual le pasaba a Causeur, que no estaba consiguiendo detener el potencial de Janning en ataque. Por ello, Laso no tardó en hacer los primeros cambios, dando entrada a Rudy y Llull. La salida de Stauskas y Fall siguió cimentando la recuperación de los de Ivanovic, que en la segunda mitad del cuarto pasó por encima a los merengues con un parcial final de 0-9. Por ello, el cuadro visitante logró llegar al primer receso en ventaja. Al final del primer cuarto, Real Madrid 14-19 Kirolbet Baskonia.

Thompkins lidera la recuperación merengue (23-19)

Pablo Laso siguió realizando cambios, dando entrada a Gaby Deck y Trey Thompkins, buscando poderío dentro y opciones en el perímetro. Los blancos habían sobrecargado las penetraciones sin éxito y Laso buscaba alternativas desde el comienzo del segundo cuarto. Solo se mantenía en pista Tavares, en dura disputa contra la otra torre de la Euroliga y la Liga Endesa, Fall, de más de 2 metros y 20 centímetros de altura. La salida del Real Madrid en el segundo cuarto fue buena, recordando a la del primer parcial, gracias sobre todo a la figura de Thompkins, muy acertado en el lanzamiento exterior. El equipo estaba creciendo en la dirección con Llull que, a pesar de no estar acertado en el tiro, si lo estaba en las dotes de mando. Laso no cesaba de variar su quinteto para tener a todos sus hombres activos, y Causeur retornaba a pista en lugar de Rudy. En la pintura se sentaba Tavares que dejaba su lugar a Mickey, que debía ponerle velocidad y capacidad a la posición de ‘5’ ante el eterno Fall. A falta de 05:01, Real Madrid 24-28 Kirolbet Baskonia.

La entrada y salida de jugadores era constante, y Campazzo volvía a pista en lugar de Llull. Quien también volvía, pero en Baskonia, era el acertado Matt Janning. Antes había regresado Shields. El choque seguía estando igualado en este segundo parcial, aunque siempre con el cuadro baskonista manteniendo pequeñas ventajas. El Madrid, atascado en ataque, situaba en pista el ‘Thompkins-Sistema’ dejando al americano toda la responsabilidad. Trey sumaba 10 tantos en el segundo cuarto, además de alguna acción de mérito en defensa. El partido perdió algo de ritmo en el tramo final de la primera mitad debido a los parones por faltas y revisiones, lo que aprovechó Kirolbet para aumentar su ventaja, sintiéndose a gusto en un partido a pocos puntos. Sin embargo, el cuadro madridista aprovechó el último minuto y medio tras el tiempo muerto solicitado por Pablo Laso para reducir diferencias en el marcador.

Al descanso, Real Madrid 37-38 Kirolbet Baskonia.

El Madrid recupera su sitio (16-11)

Esta vez sí, Pablo Laso dispuso de su quinteto de máxima confianza en Euroliga doblando la posición de alero con dos de sus mayores soldados en la defensa, Taylor y Deck. Y la táctica le dio resultado al técnico porque el cuadro merengue subió su nivel defensivo hasta, incluso, ponerse por delante en el marcador, algo que no sucedía desde hacía muchos minutos. La reacción llegó al Wizink Center a golpe de mate, primero Tavares y después Deck, que pusieron espectáculo en la pequeña remontada blanca con 10 puntos en 4 minutos de juego. El crecimiento merengue se hizo patente y, poco a poco, se situó arriba en el electrónico. A falta de 05:10, Real Madrid 49-44 Kirolbet Baskonia.

Los cambios aparecieron con prontitud también en el tercer cuarto con la salida de Rudy Fernández en lugar de Taylor. Tras una salida aceptable de los vestuarios, ambos equipos entraron en una profunda fase de recesión que se prolongó durante varios minutos en los que el marcador no se movió. Las pérdidas, las malas decisiones y los errores en el tiro se sucedieron hasta que Baskonia abrió un parcial de 0-5 con el que empataba el choque. Las quiso buscar una vuelta a su quinteto de cara al final del tercer cuarto dando entrada a Llull y Thompkins, hombres claves en los mejores minutos de los blancos en el segundo cuarto. Sin embargo, la salida del de Mahón no fue buena con dos errores casi consecutivos. Al final del tercer cuarto, Real Madrid 53-49 Kirolbet Baskonia.

Thompkins y Campazzo se llevan un final de infarto (17-20)

El último y definitivo cuarto comenzó con mucho ritmo, especialmente de Baskonia, que abría un parcial de 4-11para darle la vuelta al electrónico. La salida de Llull, que atraviesa un mal momento de forma, falto de frescura y confianza, fue un peaje demasiado alto que se tradujo en malas sensaciones de todo el equipo, obligando a Laso a parar el choque. Acto seguido, Campazzo volvió a pista para seguir ampliando su cuenta de asistencias, que se encontraba en 9. La pelea por el partido seguía pasando por las manos de Thompkins, que anotaba un nuevo triple y ponía el 60-60 a falta de 04:30.

Cada posesión y cada balón empezaba a ser vital ya que un final apretado parecía lo más previsible. Por ello, las peleas se acentuaban en cada centímetro del parqué bajo la presión de la hinchada merengue que se preparaba ya para otro desenlace apretado entre Madrid y Kirolbet, como el acontecido el 19 de enero. Las muñecas empezaban a encogerse cuando el reloj entraba ya en los últimos dos minutos y la tensión de un partido con poco brillo aumentaba exponencialmente. Laso completaba a su quinteto más en forma con la entrada de Tavares por Mickey, con la única incógnita de la salida de Gabriel Deck. Los de Ivanovic endurecían su defensa con el Real Madrid entrando un punto arriba en el minuto. El rebote ofensivo estaba siendo el mejor amigo de los blancos en los suspiros finales ante el atasco ofensivo que estaba mostrando. Al menos, las capturas en ataque le permitían seguir teniendo el balón en sus manos. Laso introducía a Mickey de nuevo en pista con un formato más pequeño para intentar sacar mayor rédito ofensivo. Tras otro rebote más logrado por la pelea de Tayor y Causeur, Campazzo recibió el balón en una buena situación para asistir a Thompkins, que se aprovechó del despiste de la defensa vitoriana para poner a los suyos tres arriba a falta de 15 segundos. En una inteligente acción, Shengelia bailó al propio Thompkins en la cabecera para anotar y poner a los suyos a uno. En la siguiente acción, de nuevo Thompkins fue protagonista yendo a la línea de personal donde falló uno de los tiros libres. El Madrid se situaba dos puntos por encima, y Shields empató el choque tras una buena entrada a canasta dejando el reloj en solo 4 segundos. Y en ese momento, llegó un suceso inexplicable. Con 2,9 segundos en el reloj, Campazzo recibió una falta de Stauskas nada más recibir el saque de fondo, llevándole a la línea de tiros libres. Allí el argentino anotó el primero y lanzó a fallar el segundo para evitar una posible canasta posterior.

Al final del partido, Real Madrid 70-69 Kirolbet Baskonia.

Destacados

Sufrida victoria del Real Madrid que consigue su segunda victoria consecutiva en Euroliga tras superar su horrible semana anterior. Campazzo con un doble-doble de 10 puntos y 11 asistencias y Thompkins, con 20 tantos y 6 rebotes, fueron claves en un triunfo que se decidió en los últimos segundos.

euroleague.net

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here