LA PÓLVORA DEL CASTILLA NO ES SUFICIENTE PARA DERRIBAR EL MURO CELTA. [Real Madrid Castilla 0-1 R.C. Celta de Vigo «B»]

0
240
realmadrid.com

Real Madrid Castilla vs R. Club Celta de Vigo “B” / Estadio Alfredo Di Stéfano / 20:30 horas/ Jornada 31 Segunda División B – Grupo I. 610 espectadores.

El Real Madrid Castilla se iba a enfrentar a un Celta B que visitaba el Alfredo Di Stéfano en horas bajas. Ambos conjuntos separados tan sólo por cuatro puntos iban a medirse en un duelo por una plaza para disputar el play-off de ascenso a Segunda División. Los de Solari venían de un empate sin goles en el derbi disputado ante el filial del Atlético de Madrid. La primera mitad del partido fue para el Castilla que fue el dueño del balón durante la mayor parte del primer tiempo, y disfrutó de las mejores ocasiones. El gol del Celta “B” llegó en el único error que tuvieron los blancos en los primeros 45 minutos

ALINEACIONES:

  • Real Madrid Castilla: Belman; Tejero, Reguilón, José León, Javi Sánchez; Jaume, Feuillassier, Fidalgo, Óscar, Quezada; Cristo.
  • Club Celta de Vigo “B”: Sotres; Kevin, Ros, Costa, Rai; Agus Medina, Juan Hernández, Álex, Brais; Dennis, Dejan.

ENTRENADORES:

  • Real Madrid Castilla: Santiago Solari
  • Club Celta de Vigo “B”: Rubén Albés

 

ÁRBITROS:

 

  • Árbitro principal: Mateo Busquets Ferrer
  • Árbitro asistente 1: Nicolás Gutiérrez Rodríguez
  • Árbitro asistente 2: Santiago Mascaró Cardona

 

GOLES:

TARJETAS AMARILLAS:

  • Real Madrid Castilla: Regui (50’), Óscar (89’)
  • Club Celta de Vigo “B”: Álex (40’)

TARJETAS ROJAS:

  • Real Madrid Castilla:
  • Club Celta de Vigo “B”:

El Real Madrid Castilla salía enchufado al partido buscando el gol desde los primeros minutos y decidido a robarle el balón al filial celtista, con una presión intensa en la salida de balón de los visitantes. Sin embargo, la primera ocasión clara de gol la iba a disfrutar el filial gallego que aprovechó un error en la salida del Castilla para probar a Belman. La respuesta iba a llegar en el 13’ de partido después de un cambio de orientación de Óscar que iba a convertir Regui en un centro para Fidalgo que iba a rematar por encima de la portería de Sotres. Poco a poco el encuentro se fue igualando con un Celta “B” que se fue envalentonando e intentándole quitar poco a poco la posesión a los de Solari. Fruto de eso, la primera jugada que trenzó en el centro el Celta acabó en un pase filtrado de Agus Medina para Dejan que  en el mano a mano batió a Belman. Sin embargo dos minutos después llegaría la reacción del Castilla que tras una pérdida de la defensa gallega, aprovechó para realizar un dos para tres que acabaría en un disparo al palo de Cristo, cuyo rechace envió alto Óscar. Los últimos quince minutos del primer tiempo transcurrieron sin ningún sobresalto con los pupilos de Solari teniendo el balón para intentar poner el empate en el electrónico.

realmadrid.com

Salió enchufado el Castilla con presión alta y posesión lo que se tradujo en dos ocasiones en los primeros cinco minutos de la segunda parte. La primera tarjeta para el Castilla fue para Regui después de una fuerte entrada sobre Kevin, que no le permitirá jugar contra el Rápido de Bouzas. La primera ocasión clara de la segunda mitad llegó precisamente después de un cabezazo de Regui a centro de Cristo que culminó así una jugada que empezó con un saque de esquina a favor. Solari introdujo a Seo en el campo en sustitución de Fidalgo para intentar encontrar soluciones al planteamiento que estaba presentando el Celta “B” sobre el Di Stéfano. No era  suficiente con Seo, así que el entrenador madridista decidió apostar también por Campuzano para sumarle al equipo otro puntito de garra que era lo que hacía falta para desenredar el encuentro. El Castilla continuó intentando poner el empate en el luminoso con posesión de balón pero el Celta parecía empeñado en enmarañar el partido e intentar perder el mayor tiempo posible. Así con esas, Solari decidió arriesgar y sacar a Regui del campo y meter un centrocampista más con la salida de Arturo. Lamentablemente se acabó imponiendo la tónica que se viene dando en algunos partidos de esta temporada en los que el que menos méritos hace es el que se acaba llevando los puntos.